jueves, 19 de enero de 2012

Y quedó sólo uno...

Cumplí dos años en el trabajo, hace seis meses éramos un grupo de cuatro profesionales que hacía cosas interesantes, trabajábamos en una excelente ubicación y nos llevábamos bien.
Hoy queda sólo uno... El hijo de mi mamá que no es ninguno de mis hermanos.